Un hombre con un pene biónico no puede cumplir con todas sus pretendientes

A pesar de que su pene es un implante, el hombre de 44 años dice estar muy cansado para cumplir con todas las ofertas sexuales que recibe desde la operación.

Mohamed Abad es un hombre de 44 años que perdió su pene en un accidente de auto hace unos 6 años. Pero finalmente y después de muchos intentos lograron implantarle una prótesis biónica y desde el día que se conoció la historia recibe decenas de propuestas sexuales.

El pene biónico de Mohamed medía 20 centímetros pero a él se le hacía muy incómodo por lo que se sometió a una segunda cirugía para achicarlo un poco.

Para estrenar su nuevo pene el hombre contrató a la prostituta, dominatrix sexual y activista Charlotte Rose, quien quedó tan satisfecha que decidió no cobrarle y publicó la historia en las redes sociales lo que no hizo más que alimentar el mito del hombre del pene biónico.

Desde ese día mas de 50 mujeres se ofrecieron para acostarse con Mohamed y conocer su nuevo órgano pero él asegura que vuelve muy cansado a su casa después del trabajo y que no puede satisfacer la demanda.

LA REGION

Administrador del sitio LA REGIÓN 24, versión web del diario de Urdinarrain.